Desconectarse para conectarse

La telefonía celular es una de las apariciones tecnológicas más importantes de las últimas décadas.
Su penetración social, a todo nivel, es muy alta. Es llamativo que alguien no tenga celular.
El uso de estas herramientas -porque no dejan de ser herramientas- supone grandes beneficios de todo tipo.
Inmediatez, seguridad, comunicación, coordinación, cercanía, etc.
Su uso excesivo nos aleja, incomunica y aísla, paradójicamente, de todos los demás.
¿Podemos moderar su uso y darle la importancia que realmente tiene? Sí.
¿Podemos darle el uso como herramienta que es? Sí.
¿Podemos desconectarnos para conectarnos? Sí.
Hagamos la prueba.
http://bit.ly/desconectarse_conectarse

Deja un comentario

  • (will not be published)